Aprender nuevas técnicas en diseño floral

Un diseño floral más sustentable

Actualmente, estamos buscado maneras de ayudar al planeta y tratar de no generar tanta basura, o al menos la menor cantidad posible. Intentamos que, con micro acciones, nuestro futuro tenga mejor calidad. Cada acción vale la pena, aunque sea pequeña. De alguna manera, entre todos, podemos ayudar e irnos sumando.

Como floristas, tenemos que tener en cuenta que una de las grandes aportaciones que podemos hacer es tratar de usar la menor cantidad de espuma floral posible. No estoy diciendo que dejemos de usarla. Sé perfecto que existen formas difíciles de lograr sin ella, pero tenemos alternativas viables que nos permiten lograr un diseño floral más sustentable:

Utilizar espuma Bio-Deluxe

La espuma biodegradable de Oasis. Tiene una composición que favorece al medio ambiente ya que es 100% biodegradable. Esto quiere decir que, a pesar de necesitar días para degradarse, finalmente consigue su objetivo para no mantenerse contaminando el medio ambiente. Una solución rápida que podemos adoptar, aunque con un costo mayor a la espuma tradicional.

Adoptar técnicas libres de espuma

Utilizar técnicas alternativas, libres de espuma floral, no solo nos permite ser más responsables con el planeta, también nos la libertad de explotar nuestra creatividad para crear diseños florales únicos, más orgánicos y que sean más difíciles de ser replicados, a pesar de requerir más tiempo de producción. Muchos pensarán que la gente no compra este tipo de diseños por tener una menor cantidad de flor, porque la mano de obra es más cara o simplemente por ser algo que no están acostumbrados a ver.

Pero justamente, esto es lo que tenemos que hacer como floristas; mostrar opciones diferentes y lograr que el cliente pueda conocer nuevos horizontes florales. De esta forma, podremos ir dejando de lado la espuma y depender de ella exclusivamente para ocasiones especiales.

Diseñar nuestras propias estructuras

Si nos ponemos la meta de utilizar una menor cantidad de espuma, podemos generar un cambio grande con el tiempo. Aprender nuevas técnicas nos ayudará a impulsar un diseño floral más sustentable, sin tener que dejar necesariamente de lado el diseño más tradicional.

Hacer arreglos sin espuma floral suena complejo; arriesgar y probar cosas nuevas generalmente lo es. Sin embargo, una vez que lo intentamos, y tomamos el gusto por las herramientas, clavar, idear cosas nuevas, se convierte en una adicción, se los aseguro. Pensar en nuevas cosas por hacer y materiales a utilizar se vuelve una locura, en el buen sentido.

Siempre que comienzo a bocetar una nueva estructura para un arreglo, me hace recordar cuando era chiquita. Agarrar una cartulina, llenarla de pegamento y empezar a colocar todo lo que encontrabas a la mano, hasta diamantina, en ocasiones. Les garantizo que no podrán parar.

No quiere decir que estos arreglos saldrán a la primera. Muchas veces, incluso los arreglos más tradicionales cuestan trabajo; a todos nos ha pasado tener que repetir hasta quedar satisfechos. Lo mismo pasa con las estructuras. Quizá el mayor reto con estos arreglos es tener un balance entre estabilidad y manejo de las flores. Frecuentemente, lo es. Pero el resultado, es sin duda, un deleite de colores y elementos naturales que hacen una composición realmente diferente y maravillosa.

Invito a todos los floristas, o personas que recién están comenzando, a sumarse a esta tendencia. En POGA, tenemos un Curso de Estructuras donde aprenderán a crear arreglos florales 100% libres de espuma floral. Espero conocer a nuevos entusiastas próximamente en nuestro taller.

Maestra floral en POGA. Me encanta experimentar con follaje pintado y estructuras. Mi flor favorita es la Anémona. Me gusta pintar acuarelas y retratar a Costilla, mi pitbull, con flores.

Escribe un comentario